Imprimir

Cuando el diálogo se pierde en la familia

La comunicación en su modelo de dialogo, es fundamental para el fortalecimiento de vínculos familiares, solución de conflictos, y mantener fuerte nuestra influencia formadora hacia los hijos.

Con los niños es fácil mantener el dialogo, generalmente están dispuestos a escuchar a sus padres casi en todo momento y compartir con ellos, sus acontecimientos

diarios; a los pre-púberes y adolescentes en la media en la que crecen, su personalidad se afirma, aparecen sus nuevos intereses, los amigos toman un papel predominante, entonces el dialogo con sus padres tiende a desaparecer o hacerse menos frecuente. 


A un pre púber o adolescente no le interesa mucho mantener el dialogo abierto, suceden tantas cosas en su vida consideradas por ellos como “personales o privadas”, que se les hace complicado compartirlas a sus padres.

Los pre púberes y adolescentes no son los únicos que, por su forma de ser o por la etapa en la que están pasando ofrecen resistencia al dialogo. También de lado de los padres, hay acciones que hacen que el dialogo se pierda; te animo que las revises, y si identificas que practicas alguna de ellas, elimínalas.

1. Generalizar. – “siempre que pides permiso para una fiesta, algo sale mal”, “nunca cumples con el horario de regreso”, “tu recamara siempre está hecha un desastre”, “te voy a dejar salir a la fiesta, y espero que ahora si te portes bien, no como las veces pasadas que has fallado”,
2. Hacer juicios adelantados. – “ya sé lo que me vas a decir”, o “ya sé a dónde vas con eso”, “es viernes, ni se te ocurra venir al rato a pedirme permiso para salir”
3. No tomar el tiempo suficiente para escuchar el mensaje que él te quiere dar. – “apúrate a decírmelo, tengo prisa”, “no tengo tiempo para escucharte, hablamos más tarde”
4. Terminar el dialogo y salir regañado. – “que bien que me platicas cómo se portó tu amigo, pero si veo que tú haces lo mismo, tendrás un problema fuerte conmigo”

La quinta cosas que hacemos muchos padres, consiste en utilizar frases equivocadas o expresiones que lejos de ayudar al dialogo, lo destruyen; son expresiones que lo frustran. He seleccionado por lo menos las expresiones equivocadas más usadas.

5. Usar frases equivocadas en la comunicación. – “por qué no eres como tu hermano”, “algún día me darás la razón”, “por qué actúas como tonto”, “si yo le hubiese contestado así a mi mamá”, “nunca le di problemas a mis padres”, “cuándo te vas a portar bien”, “cuando vas a madurar”

Dialogar es dar tiempo a los hijos de hablar, de dar su opinión, de mostrar su punto de vista; al tener la oportunidad de participar en la comunicación mediante el diálogo, tu hijo se siente tomado en cuenta, cree que es importante lo que dice porque se le escucha y se le permite mostrar su opinión.

No olvides que tu interlocutor es un niño o adolescente que está en proceso de madurez, probablemente él cometa errores que bloqueen la comunicación; su inmadurez no le permite darse cuenta de lo importante de mantenerse en contacto con sus padres.

Ustedes como padres tomen la iniciativa de establecer las condiciones que favorezcan el dialogo con sus hijos, sin importar la edad, el género ni el tipo de comportamiento que estén mostrando.

Psic. Gabriel Bello
www.gabrielbello.com

Gabriel Bello

Psicólogo clínico especializado en adolescentes

Mex: (664) 608.0095

Cel: (664) 386.9773

USA: (619) 730.2404

Twitter:

Gabriel_BelloTJ

Email: 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Facebook: 

https://www.facebook.com/psicoteensGB/

 

 

Visitas

1619376
Hoy
Esta semana
Este mes
483
4274
23626